¡Creados de Nuevo!


Nueva Criatura

Leyendo me he topado con la similitud de la concepción de Jesús en el vientre de María por el Espíritu Santo y la creación en Génesis 1. En la creación:

«En el principio creó Dios los cielos y la tierra. Y la tierra estaba sin orden y vacía, y las tinieblas cubrían la superficie del abismo, y el Espíritu de Dios se movía sobre la superficie de las aguas. Y dijo Dios: Sea la luz. Y hubo luz.» – Génesis 1:1-3

En el Evangelio de Lucas, Lucas nos relata la concepción de Jesús de la siguiente manera:

«Entonces María dijo al ángel:¿Cómo será esto, puesto que soy virgen? Respondiendo el ángel, le dijo: El Espíritu Santo vendrá sobre ti, y el poder del Altísimo te cubrirá con su sombra; por eso lo santo que nacerá será llamado Hijo de Dios.» – Lucas 1:34-35.

En la creación de la luz en el principio el Espíritu se movía sobre las aguas cuando Dios habla y crea la luz. Juan en su Evangelio dice que Jesús es la luz que se hizo carne y tabernaculizó entre nosotros, Juan usa imágenes de la creación en Génesis para describir a Jesús y su encarnación. Me parece que Lucas hace algo similar cuando el ángel le dice a María que el Espíritu vendría sobre ella y la cubriría con su sombra, para que el Verbo se encarnara en su vientre. El Verbo se hizo luz en Génesis mientras el Espíritu estaba sobre las aguas, mientras cubría la tierra desordenada y vacía con la sombra de su poder.

¿A qué conclusión me lleva esto? Lucas usa el mismo lenguaje para hablar del bautismo del Espíritu Santo sobre los creyentes en Hechos 1:8:

«…pero recibiréis poder cuando el Espíritu Santo venga sobre vosotros; y me seréis testigos en Jerusalén, en toda Judea y Samaria, y hasta los confines de la tierra.»

Cuando el Espíritu Santo vino sobre la iglesia (como cuando vino sobre María y sobre la tierra desordenada y vacía) creo en los discípulos una nueva criatura que es poderosa en Él y es un testigo de Cristo. Esto lo confirma Pablo en 2 Corintios 5:17-21:

«De modo que si alguno está en Cristo, nueva criatura es; las cosas viejas pasaron; he aquí, son hechas nuevas. Y todo esto procede de Dios, quien nos reconcilió consigo mismo por medio de Cristo, y nos dio el ministerio de la reconciliación; a saber, que Dios estaba en Cristo reconciliando al mundo consigo mismo, no tomando en cuenta a los hombres sus transgresiones, y nos ha encomendado a nosotros la palabra de la reconciliación. Por tanto, somos embajadores de Cristo, como si Dios rogara por medio de nosotros; en nombre de Cristo os rogamos:¡Reconciliaos con Dios! Al que no conoció pecado, le hizo pecado por nosotros, para que fuéramos hechos justicia de Dios en El.»

Si el Espíritu ha venido sobre tí y has sido lleno del Espíritu porque creíste que Jesucristo es tu Señor, quien murió y resucitó para rescatarte del reino de las tinieblas, la muerte y el pecado; no solamente eres salvo eres una nueva criatura que es en esencia un embajador(a) de Cristo, un testigo como Esteban, un real sacerdocio para anunciar las virtudes del Aquel que te llamo (1 Pedro 2:9). Vive conforme a la nueva creación y verás los poderes del reino venidero en tu vida. Dios te ha permitido ser la primicia de su nueva creación, cielos y tierra nueva donde mora su justicia.

Editor de Centro CREE y Berea Online Blogs.

Tagged with: , , , , , , , ,
Publicado en Mensajes Cristianos, Teología/Sana Doctrina/Estudios Sistemáticos de la Palabra

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Escribe tu dirección de correo electrónico para suscribirte a este blog, y recibir notificaciones de nuevos mensajes por correo.

Únete a 1.636 seguidores más

A %d blogueros les gusta esto: